En marzo, Motorola lanzaba la quinta generación de sus teléfonos estrella: El Moto G. Cuando escribí el review, noté al Moto G5 Plus como uno de los mejores por el precio. Por lo mismo, raro fue que en menos de seis meses Motorola anunciara otra versión del Moto G5, llamada Moto G5S, con un teléfono casi idéntico, exceptuando un par de especificaciones. ¿Por qué? Intentaremos averiguarlo en este review.

Especificaciones al detalle

Parto por agradecer a Motorola Chile que nos facilitó un equipo cero kilómetros para ser revisado. Ahora, comencemos con las especificaciones del Moto G5S Plus.

Dispositivo Moto G5S Plus (XT1800)
Pantalla 5.5″, IPS LCD, Full HD (1920×1080 px)
Sistema operativo Android 7.1 “Nougat”
Capa de Personalización Android puro, salvo dos apps de Moto (“Moto” y Cámara)
Procesador Qualcomm Snapdragon 625, octa-core a 2.0GHz
Memoria RAM 3 GB
GPU Adreno 506
Almacenamiento 32 GB + microSD de hasta 256 GB
Cámaras Traseras 2 x 13MP, f/2.0, HDR, Flash dual LED, detección facial, panorama, autofoco
Cámara Frontal 8MP f/2.0, con flash LED y gran angular
Video  4K x 30fps, Full HD x 60 fps
Batería 3000 mAh, no extraíble
Compatible con carga rápida (incluye TurboCharger)
Redes
  • 2G/3G: Todas las compañías
  • 4G: Todas las compañías
  • 4G+: Compatible
Conectividad Wi-Fi a/b/g/n/ac, Bluetooth 4.2, micro USB, a-GPS, Radio FM
Adicionales Giroscopio, acelerómetro, lector de huellas,
sensor de luz y proximidad.
Compatibilidad con Audífonos – Jack 3,5 mm
– Bluetooth
¿Compatible con Pokémon GO? Totalmente! Incluyendo la realidad aumentada
¿Compatible con VR?

Dos gotas de agua

A simple vista, el teléfono es casi idéntico al Moto G5 Plus, y es que el diseño continuista de Motorola ya está unificado y es, al parecer, el que reinará como sello de la marca sólo cambiando los materiales con los que se fabrica el celu. En la compañía ya adoptaron el círculo de la cámara sobresaliente en la parte trasera así como los grandes bordes en la parte delantera siguiendo a pie de la letra el popular dicho “Si está funcionando, no lo intentes arreglar“. El diseño funciona y con eso basta.

A la izquierda: Moto G5S Plus. A la derecha: Moto G5 Plus

Por delante encontramos la cámara frontal y el sensor de huella digital que, como ya nos tiene acostumbrados la marca, es muy certero y rápido. Adicionalmente, este sensor tiene la posibilidad de reemplazar los botones de navegación de la pantalla por gestos: Al mover el dedo hacia un lado se abre el multitarea, si se mueve hacia el otro se va a la pantalla anterior y si simplemente se toca, vuelve a la pantalla principal. Es una adición muy útil para ganar unos cuantos pixeles en la pantalla.

Por debajo aparece el parlante monoaural que suena bastante bien y tiene un volumen más que aceptable. A mi no me gusta en esa posición porque yo generalmente pongo el pulgar ahí al tomarlo de lado y ver videos, pero para gustos, colores. En audífonos también se escucha muy bien.

Finalmente, en su construcción materialística se pasa de un acabado de plástico con una pantalla de 5.2″ y aluminio, a un unibody metálico con una pantalla de 5.5″. Se siente bien en la mano, no se siente excesivamente grande y no se resbala, y eso es lo que importa al final.

Rendimiento de gama alta

Probándolo con Pokemon Go, uno de los juegos peores optimizados en la historia de Android, puedo decir que ese gigabyte adicional de memoria RAM le hizo muy bien al Moto G. Gracias a sus 3GB de memoria RAM, el cambio entre aplicaciones es rápido y al menos a mi nunca se me cerró o reinició ninguna. Esto tiene que ver mucho con su procesador (Snapdragon 625: Octa core a 2.0GHz), que está absolutamente bien optimizado para entregar poder y una larga duración de batería, y con el sistema operativo que trae (Android 7.1 “Nougat”, sin capas de personalización), que también hace su parte cerrando u optimizando apps que no estés usando.

Hablando de esto último, el Moto G5S Plus trae una batería de 3000mAh, lo que están teniendo la mayoría de los dispositivos este último tiempo. ¿Es bueno o malo? En este caso es muy bueno. El teléfono puede durar fácil un día y un poco más si le das un uso moderado. Como experiencia, te puedo contar que yo le doy un uso alto tirado a altísimo a mis equipos, y aún así lograba llegar al final del día con este celular. Motorola no cambia y vuelve a ser rey en lo que optimización de batería se trata, porque aún cuando este teléfono tiene una pantalla más grande que su predecesor, la batería sigue estando en niveles por sobre el promedio.

En todo caso, el celular es compatible con carga rápida. ¿Qué quiere decir esto? Que si te quedas sin batería, simplemente enchufas el cargador rápido incluido en la caja y en 15 minutos ya tendrás más o menos 50% de batería. Sí, quince minutos bastan para continuar tu vida tranquilamente.

La moda del año: La doble cámara

La doble cámara llegó (y no se irá), y aunque no es el primer celular de gama media en traerla en el mundo, sí es uno de los primeros que la trae oficialmente en Chile. Lamentablemente, aquí se nota que en realidad es una tecnología en desarrollo y que Motorola aún está investigando en cómo llevarla a cabo, al menos en la gama media.

Recuerda que, como nuestro pentium no aguanta muchas fotos, la calidad original se encuentra en este álbum en Imgur.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Como se puede apreciar, no soy un experto tomando fotografías. El problema es que intenté hacer ese efecto retrato y no hubo caso. Las flores, por ejemplo, quedaron con ese difuminado blanco y salió horrible. ¿Soy un caso único? Al parecer no, porque de verdad quedé impactado y en muchos reviews dicen lo mismo: La doble cámara no aporta mucho al apartado fotográfico en ese efecto retrato. Sí funciona, eso sí, en campo abierto y HDR, siempre que haya luz, por supuesto. De noche las fotos tienen mucho ruido, así que asegúrate de sacarlas con flash.

Lo más raro de este celu, es que al intentar tomar una fotografía, el teléfono demora mucho en tomarla, casi tres segundos si hice bien la cuenta para poder tomar la foto del cartel de la venta de completos. Es muy probable que Motorola arregle esto con una actualización, pero de verdad es rarísimo que esto ocurra.

Por otra parte, en video, el celular graba a 60fps en 1080p y 4k en 30fps; ah, y sin estabilizador de imagen, así que ojalá no estés nervioso al grabar ese momento.

Conclusiones

El Moto G5S Plus es un teléfono muy bueno que no parece ser gama media… Pero decíamos lo mismo del Moto G5 Plus, y este en realidad no es un salto tan grande, aún cuando la calidad de construcción del celular haya mejorado, la doble cámara no es para emocionarse tanto.

¿Pero tú, César, lo comprarías? Sí, pero no por este precio. El problema del Moto G5S Plus es que está peleando con el Moto G5 Plus a 100 lucas menos, y además está peleando con el Moto X4 que, por Navidad, está costando los mismos 250 mil pesos. Sin embargo cuando el Moto G5S Plus comience a bajar de precio, es jugar a la segura, con un celular que no se pegará en casi ninguna circunstancia.

Lo muy bacáns

  • La batería, que dura harto y se carga rápido
  • La pantalla tiene excelentes ángulos, y ¡Se ve en exteriores!
  • La combinación del procesador y Android puro es un ganador seguro
  • El lector de huellas sigue siendo muy bueno

Lo que le faltó

  • La doble cámara es inexplicablemente lenta y tediosa de usar
  • ¡Por qué este no fue el Moto G5 Plus original!

 

El Moto G5S Plus ya está a la venta, en el retail y en compañías móviles, por $249.990. Cualquier baja de precio que encontremos, la publicaremos en los Descuentos Rata.

 

Sigue a 8Gigas.com en Facebook